photo mail.pngescríbeme  photo bloglovin.pngbloglovin'  photo facebook.pngperfil facebook  photo facebook.pngpágina de fans photo twitter.pngperfil twitter  photo pinterest.pnginspiración photo instagram.pngmis cosas

jueves, diciembre 26

Fluffy jacket

Si, no sé si la palabra "fluffy" existe o es de cosecha propia, creo que es un híbrido entre "furry" y fofo, algo así pero lo cierto es que a mi novio le hace mucha gracia cuando digo que algo es fluffy. Con ello me quiero referir a que es esponjoso, o rico al tacto, y a eso me recuerdan mucho las chaquetas de pelo. 


Allá por el año 2007 o 2008 creo que tuve mi primer chaleco de pelo, corto muy corto, de stradivarius en pelo marrón (aún lo tengo) con el interior forrado en estampado de amebas de color. Bastante cantosillo (sobretodo en aquella época) pero ME EN CAN TA BA y me cansé de ponérmelo, le daba a mis looks un toque bohochic que era imposible conseguir con otra prenda. Desde hace un par de años vemos ya por la calle chicas con chalecos de pelo, abrigos o chaquetillas cortas. Ya no es sólo la típica prenda que te ponías en fin de año encima de un vestido escotado (año 200 lo menos), ahora se lleva a cualquier hora del día, con cualquier look y hay tantas y tantas opciones que si como a mi, os gustan este tipo de abrigos os podéis volver locaaas.








Los chalecos de pelo son una apuesta de lo más estilosa, si me preguntáis mi favorito aquí sin duda es el rosita de Madame de Rosa (valga la redundancia), la mezcla con rayas es de 10!! 
Pero a la hora de la verdad, no sé que tan prácticos puedan ser porque en los brazos te congelas igual... 













Las chaquetas con pelo son algo relativamente nuevo... nuevo en el munfo "fashionista" claro. 
Una negra como la de la primera imagen es básica ahora para Navidades, caliente más que ninguna, combina más que ninguna. Para salir, para por el día, para cuando nos queremos arreglar un poco más pero sin llegar a los brillos y la lentejuela... perfecta para todo. 
Sin duda una buenísima inversión. 
Las combinadas en pelo de colores son preciosas y te animan y suben cualquier look. Usar con duidado eso si. 
Los abrigos con leopardo, sólo para egobloggers avanzadas, los más peligrosos de todos. 









Si os gusta la temática, pero una chaqueta entera con pelo os parece demasiado siempre tenéis la opción de un cuello de pelo, que puede ser incorporado en la chaqueta de por si, o bien suelto y sobrepuesto encima. En ASOS tenéis maravillosas opciones de cuellos de pelo en casi cualquier color... 
A mi me gusta, le da un toque elegante al outfit, casi más que una chaqueta completa que es un poco más risky para mi (but you know, all I want for christmas is shine ;)




Y para para terminar tenemos la opción del jerseycillo de pelo. Sara de Collage Vintage da buena cuenta de ello. Es calentito, es cómodo, es extraelegante pero CUIDADO, porque añade algún kilo extra sobretodo en las caderas... 
Abstenerse chicas con el pecho muy grande y caderonas like me (aunque os confieso que yo me lo pongo igual eh...). Con unos simples vaqueros y accesorios monos es perfecto, con un pantalón negro es extraglamouroso, con una falda con volumen ya es para nota ;))



Bueno chicas, nada más, ahí tenéis alguna que otra idea para ir estupendas y calentitas en fiestas, aprovechad la tendencia ahora que es cuando más "pega" con el ambiente navideño. 
Y por cierto, esta entrada viene a colación de una chaquetilla corta de pelo blanco que me dejo "Santa" Santa, que me encanta y que llevo poniéndome el día 24, el día 25 y el día 16 nonstop. Porque ese es mi nuevo consejo para 2014, usad lo que os gusta y haced lo que os gustan non stop, merece la pena :)

Happy Holidays!!!


P.D.: la palabra existe y hoy la he visto 2 veces... se ve que estaba en mi subconsciente o algo.
Blogging tips