photo mail.pngescríbeme  photo bloglovin.pngbloglovin'  photo facebook.pngperfil facebook  photo facebook.pngpágina de fans photo twitter.pngperfil twitter  photo pinterest.pnginspiración photo instagram.pngmis cosas

lunes, noviembre 4

Pink Bubbles

Estreno nueva cabecera, nueva edad y nuevas ganas.

Reconozco que la constancia nunca ha sido uno de mis puntos fuertes en la vida. 
Reconozco que he estado a punto de abandonar esto varias veces por falta de inspiración.
Reconozco que soy pesadita con el tema, y esto ya os lo he dicho varias veces. 

Pero la semana pasada, por casualidades de la vida, tuve 2 empujoncitos realmente alentadores con respecto al Blog. Por un lado saber que, el que yo escriba sobre moda o tendencias, sin ser yo experta ni nada de eso...  de verdad puede ayudar a algunas chicas a coger inspiración en su día a día, a entretenerse, a intentar ser más atrevidas,  
o simplemente echarse unas risas, y eso es lo que quiero. 
Y aunque os pueda parecer superficial o banal, yo creo firmemente en que el arreglarnos por las mañanas, el vestir de forma especial o probar cosas nuevas, te hace mirar el mundo con otras ganas. Es un "empezar" con buen pie, un empujoncito inicial. 
Y con esto no quiero decir que tengáis que ir de punta en blanco los 365 días del año 
(de hecho a mi las tías "sobreproducidas" me gustan más bien poco), todo se trata de adaptar diferentes estilos a vuestro gusto personal, a cómo os sintáis cómodas, 
a sentiros la versión 2.0 de vosotras mismas. A eso quiero ayudaros, si puedo.
Obviamente sólo hablo de la parte exterior, la que da al público, la interior ya es cosa de cómo se lo curre cada una... ;) 


El segundo empujón vino de la mano de una conversación telefónica bastante inesperada,
que me devolvió a mis orígenes. A esa tímida chica de 2009, que se abría un Blog con miedo, recelosa de que alguien conocido lo descubriera, de las malas críticas, de las opiniones ajenas, de no ser lo bastante ocurrente/entendida/interesante para hablar de esto...
Y a día de hoy seguramente tampoco lo soy, pero no me importa. 
He conseguido con el transcurrir de los años que cada vez me importe menos. 
Me he destapado al mundo, para bien o para mal, he enseñado mis looks, con mis defectillos y mi gusto personal, he pasado grandes ratos de risas y mucho sentido de la vergüenza 
junto a A (mi antigua fotógrafa), he conocido a gente encantadora gracias al Blog y creo que yo, dentro de mi sempiterna comodidad para vestir, también me he vuelto más atrevida
(como os digo esto es todo de puertas para fuera eh ;) 

Así que aquí seguiré dándole a la tecla por un par de añitos más con suerte.
Lanzando burbujas rosas cada día en forma de risas, consejos o cítricas despiadadas de vez en cuando, porque está bien ser un poquito mala a veces, y hay que asumirlo con naturalidad.


Blogging tips